Diseñando Weider Prime

Científicamente formulado para conseguir resultados

 

KSM-66™: extracto de ashwagandha de alta pureza y concentración. Patentado y clínicamente probado

La ashwagandha es la planta más popular en la India y lleva siendo utilizada como remedio revitalizante y tónico durante siglos en Ayurveda, antiguo sistema de medicina natural tradicional de la India.  Existen multitud de estudios que apoyan la eficacia del consumo de raíz de ashwagandha para ayudar al cuerpo a mejorar su capacidad de adaptación al estrés y aumentar la sensación de bienestar.

Los principales principios activos de la ashwagandha son los witanólidos, un tipo de alcaloide típico de la ashwagandha. Sin embargo, se cree que la clave de la eficacia de la ashwagandha es la actividad conjunta de sus diferentes constituyentes como son los flavonoides, saponinas, colina, glucósidos, cumarinas, minerales, aceites esenciales…

KSM-66™ es un extracto patentado de ashwagandha (Withania somnífera). Quizás una de las características más destacables de KSM-66™ es que se trata de un extracto altamente concentrado y de amplio espectro. Extracto de amplio espectro quiere decir que el proceso de extracción permite aislar y concentrar la mayor parte de los principios activos para lograr la máxima eficacia.

KSM-66™ se elabora únicamente a partir de la raíz de la planta de ashwagandha, utilizando tecnología de alta calidad que no utiliza disolventes químicos ni alcohol en su proceso de fabricación. Gracias a su delicada elaboración, conseguimos mantener todo el potencial y efectividad de la raíz de ashwagandha y conseguir liberar todo su potencial en una dosis cómoda y fácil de consumir.

KSM-66™ ha demostrado su efectividad en distintos estudios clínicos, liderando el mercado y la ciencia en torno a la ashwagandha:

  • KSM-66™ es capaz de mejorar la resistencia al estrés que genera el día a día, el exceso de carga de trabajo y la fatiga. De ese modo, consigue mejorar la sensación de bienestar.
  • KSM-66™ puede ayudar a mantener los niveles de testosterona en niveles saludables y adecuados.
  • KSM-66™ mejora el rendimiento físico como es la resistencia, el consumo máximo de oxígeno y la capacidad cardiorespiratoria.

Pulse en los siguientes enlaces para leer los estudios clínicos:

 

Cordyceps: vitalidad

Cordyceps sinensis es un ingrediente relacionado con la familia de los hongos y muy utilizado en China para promover la vitalidad, la energía y la resistencia física. Cordyceps proporciona ingredientes activos como nucleótidos, adenosina y saponinas. 

 

Cromo: regulación de los niveles de glucosa y función de la insulina

El cromo forma parte de las enzimas necesarias para la utilización de los nutrientes presentes en los alimentos. Se trata de un potente regulador de la acción de la insulina, favoreciendo el metabolismo de las grasas, proteínas y carbohidratos. Junto con una dieta adecuada y ejercicio físico, un aporte adecuado de cromo contribuye a mantener la línea y conservar la masa muscular.

Vitamina D3:

La vitamina D3 es necesaria para la función correcta de los músculos y la absorción del calcio.  Los niveles de vitamina D se relacionan directamente con los niveles de testosterona.

 

Vitaminas B6 y B12:

Vitaminas involucradas en la obtención de energía, además de contribuir a la reducción del cansancio y la fatiga.  En adición, ayudan a lograr una digestión saludable de los alimentos y ejercen un papel antioxidante.

 

Zinc:

Mineral clave en la producción de testosterona contribuyendo a mantener los niveles plasmáticos de testosterona en niveles normales.  Además, el zinc contribuye de forma importante a la función inmune y como un potente antioxidante.

 

Colina:

La colina ayuda a metabolizar las grasas correctamente favoreciendo una buena composición corporal y obtención de energía.

 

Bioperine®:

Bioperine® es una forma patentada de piperina procedente de la pimienta negra. Basado en la medicina ayurvédica, la piperina se considera un potenciador de la biodisponibilidad de los principios activos, entre los que se encuentra la Ashwagandha.

 

 

Referencias:

  1. Chandrasekhar, K., Kapoor, J., & Anishetty, S. (2012). A Prospective, Randomized Double-Blind, Placebo-Controlled Study of Safety and Efficacy of a High-Concentration Full-Spectrum Extract of Ashwagandha Root in Reducing Stress and Anxiety in Adults. Indian Journal of Psychological Medicine34(3), 255–262.
  2. Choudhary, B., Shetty, A. & Langade, D. G. (2015). Efficacy of Ashwagandha (Withania somnifera [L.] Dunal) in improving cardiorespiratory endurance in healthy athletic adults. Ayu, 36(1), 63–68.
  3. Sandhu, J. S., Shah, B., Shenoy, S., Chauhan, S., Lavekar, G. S., & Padhi, M. M. (2010). Effects of Withania somnifera (Ashwagandha) and Terminalia arjuna (Arjuna) on physical performance and cardiorespiratory endurance in healthy young adults. International Journal of Ayurveda Research, 1(3), 144–149.
  4. Ambiye, V. R., Langade, D., Dongre, S., Aptikar, P., Kulkarni, M., & Dongre, A. (2013). Clinical Evaluation of the Spermatogenic Activity of the Root Extract of Ashwagandha (Withania somnifera) in Oligospermic Males: A Pilot Study. Evidence-Based Complementary and Alternative Medicine: eCAM, 571420.
  5. Atal, N., & Bedi, K. L. (2010). Bioenhancers: Revolutionary concept to market. Journal of Ayurveda and Integrative Medicine, 1(2), 96–99.
  6. Majeed, M. (2005). Targeting Optimal Nutrient Absorption. Sabinsa Corporation.
  7. Badmaev V., Majeed, M. & Norkus, E. P. (1999). Piperine, an Alkoloid derived from Black Pepper Increases Serum Response of Beta-Carotene during 14-days of Oral Beta-Carotene Supplementation. Nutrition Research, 19 (3), 381-388.
  8. Majeed, M. & Prakash, L. (2000). Piperine derived from black pepper increases the plasma levels of coenzyme Q10 following oral supplementation. J Nutr Biochem, 11, 109–113.
  9. Johnson, J. J., Nihal, M., Siddiqui, I. A., Scarlett, C. O., Bailey, H. H., Mukhtar, H., & Ahmad, N. (2011). Enhancing the bioavailability of resveratrol by combining it with piperine. Molecular Nutrition & Food Research, 55(8), 1169–1176.
  10. Shoba, G., Joy D., Joseph, T., Majeed, M., Rajendran, R. & Srinivas, P. (1997). Influence of Piperine on the Pharmacokeinetics of Curcumin in Animals and Human Volunteers. Planta Medica, 64, 353-356.
  11. Prasad, A. S., Mantzoros, C. S., Beck, F. W. J., Hess, J. W. & Brewer, G. J. (1996). Zinc Status and Serum Testosterone Levels of Healthy Adults. Nutrition ,12(5), 344-348.
  12. Nimptsch, K., Platz, E. A., Willett, W. C., & Giovannucci, E. (2012). Association between plasma 25-OH vitamin D and testosterone levels in men. Clinical Endocrinology, 77(1), 106–112.
  13. Pilz, S., Frisch, S., Koertke, H., Kuhn, J., Dreier, J., Obermayer-Pietsch, B., Wehr, E. & Zittermann, A. (2010). Effects of Vitamin D Supplementation on Testosterone Levels in Men. Hormone Metabolism Research, 43, 223-225.
  14. National Institutes of Health Office of Dietary Supplements: Vitamin B6.
  15. National Institutes of Health Office of Dietary Supplements: Vitamin B12.